Publicado el 04/09/2020

Sentí tu cuerpo: Qué es la propiocepción?

La profesora de Yoga, Acarantair Escalona, nos enseña algunos ejercicios para desarrollar la propiocepción.

Sobre mi manera de expresar para éste post:

Está lejos de ser un texto académico y más aún científico. Para eso hay númerosos textos, artículo o libros que puedes revisar, escritos a mano de hombres y mujeres de ciencia y academia.
Mi atención se centra más en compartir el reconocimiento de la experiencia presente en el conocimiento o información antes recibida.

Sobre la propiocepción:

Describiría personalmente a la propiocepción como una función interna la cual está constantemente recolectando información del afuera y el adentro de nuestro cuerpo, para hacernos saber cómo estamos con respecto a esa información externa e interna. Contrasta toda la información recibida para arrojar resultados.

En ejemplos sencillos; estás parado y lo sabes sin que nadie te lo diga ni te veas en un espejo, es gracias a la propiocepción.
Si puedes sentir la posición de tus brazos, tienes una rodilla flexionada o si estás inclinado. Si te das cuentas que no entras por un lugar muy angosto o que pasarás sin problema por una puerta más grande que tu cuerpo.

Es la percepción propia, la percepción del propio cuerpo dentro del espacio.

La percepción, en mi experiencia, es la suma de los 5 sentidos creando un sexto sentido que le pone orden, significado y propósito a toda esa información recolectada por; oído, vista, tacto, olfato y gusto.

La función de la propiocepción, desde mi comprensión, es posible gracias a todo nuestro oranismo vivo e interactivo. Cada célula (que es nuestro órganismo residente vivo más pequeño), impulso electromagnético, mecanismo, conexión,  espacio y tiempo cuentan.

Personalmente siento que la propiocepción es como una habitación que uno puede habitar. Esa habitación puede expandirse o contraerse, puede cambiar en todo sentido.

Con ésto me refiero a que todos usamos ésta funcion inconcientemente y sutilmente para existir como lo hacemos en éste mundo y plano.

Sabes que la conciencia de tu propio cuerpo aumenta cuando enfocas tu atención en ello; ahí es cuando la habitación que es la propiocepción se expande. Lo sabes porque lo puedes sentir.

Sientes que te esfuerzas menos en donde antes te costaba mucho más. Sientes que tu cuerpo y mente van en sincronía y ambos van al mismo ritmo recorriendo el sendero deseado. De pronto nada se vuelve imposible.

Te puedes dar cuenta que el nivel conciente de propiocepción cambia, cuando tu experiencia cambia, y no necesariamente ha sido porque estás más delgad@ ó tienes más masa muscular.

Abrí tus sentidos

Te propongo ésta práctica, ya utilizada antes.

Prepárate para abrir tu práctica, como decidas. Siempre incluye la respiración profunda, tus músculos y cerebro se oxigenarán más. Una buena oxigenación trae claridad, energía y aleja lesiones.

Pratica una salutación al sol, la que gustes. Hazlo con los ojos abiertos, lentamente. Muy atent@ de tu sincronía respiración y movimiento (vinyasa).

Ahora repite unos cuantos más con los ojos cerrados. Sin presionar los párpados, manten los ojos cerrados pero relajados. Date cuenta que quizas tu respiración se vuelva más honda, y tu movimiento más lento. Siempre manten un movimiento fluido (sin principio ni final), es decir sin hacer pausas de ningún tipo. Ahora profundiza en tus sensaciones, en como puedes ver con tu cuerpo y sin los ojos.

Sé que podrás notar, por ejemplo en la postura de uttanasana, como están tus palmas apoyadas en el mat, si una está más o menos apoyada. Como tu cadera está alineada encima de tus tobillos, tu cabeza entre las rodillas. Podrás sentir cómo está tu elasticidad en ese momento en la parte posterior de los muslos (isquiotibiales o femorales).

Sigue internalizando qué más puedes descubrir, y cómo esa habitación que estás habitando se expande y cambia.

Finaliza cuando te sientas list@ y tomate un descanso o continúa con tu práctica.

Gracias.

Seguila a Akkis en su cuenta de Instagram


Para conocer más sobre nosotros entrá a luleamindful. Podés comprar tu indumentaria de yoga entrando a nuestra tienda  de ropa de yoga online.

Publicado por Acarantair Escalona

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

0